En tan solo dos semanas 15 delfines rosados han sido encontrados muertos a orillas del río Trapiche en la provincia de Requena (Loreto). El Coordinador de proyectos de Solinia, Cédric Gilleman, indicó que los cetáceos no presentan heridas, por lo que se presume que la causa de su muerte se debe a la ingesta de productos tóxicos.